Perfil de Lípidos: Qué Es y los 6 Parámetros que Mide

perfil de lípidos

¿Qué es un perfil de lípidos?

Un perfil de lípidos o perfil lipídico, también conocido por el nombre de “panel de lípidos”, mide las concentraciones de distintos tipos de grasas en la sangre.

¿Cómo se hace un estudio de perfil de lípidos?

Se hace una punción venosa para obtener una muestra de entre 2 a 5 ml de sangre que es analizada en equipos automatizados de química.

Para poder realizarse el perfil de lípidos, el paciente debe estar en ayuno de 12 a 14 horas. Es importante que en las semanas previas se haya seguido una dieta balanceada y no ingerir alcohol al menos 3 días antes.

¿Qué parámetros mide el perfil de lípidos?

  1. Triglicéridos
  2. Colesterol Total
  3. HDL Colesterol
  4. LDL Colesterol
  5. VLDL Colesterol
  6. Colesterol No HDL

El colesterol es una sustancia cerosa, parecida a la grasa, que está presente en todas las células del cuerpo, pero se asocia más a menudo con la salud del corazón y las arterias.

El colesterol lo produce el hígado y circula por la sangre. El cuerpo necesita cierta cantidad de colesterol para funcionar correctamente, pero un exceso puede provocar enfermedades coronarias, aterosclerosis (endurecimiento de las arterias) e infartos.

Explicación de cada parámetro del perfil de lípidos

  • Los triglicéridos son otro tipo de grasa que se encuentra en la sangre. Pueden proceder de los alimentos o ser fabricados por el hígado. Los niveles elevados de triglicéridos pueden aumentar el riesgo de padecer enfermedades cardíacas. Según lo observado en el perfil de lípidos, los niveles de triglicéridos también aumentan con la edad y la obesidad.
  • El HDL (lipoproteína de alta densidad) suele denominarse colesterol “bueno” porque ayuda a eliminar el exceso de colesterol de las arterias y lo transporta de vuelta al hígado para su eliminación. Los niveles de HDL tienden a ser más bajos en las personas que tienen niveles altos de triglicéridos o que ya han desarrollado una enfermedad coronaria o diabetes mellitus (DM).
  • Otro parámetro del perfil de lípidos incluye las LDL (lipoproteínas de baja densidad) y suelen denominarse colesterol “malo” porque contribuyen a la acumulación de placas en el interior de las arterias, que pueden obstruirlas y provocar un infarto de miocardio o un ictus si se rompe una de esas obstrucciones.
  • Colesterol VLDL: lipoproteína que transporta los triglicéridos, también transporta una parte no despreciable de colesterol (por eso se llama Colesterol VLDL), por lo que su aumento sugiere no solo un exceso persistente de triglicéridos en la sangre, sino también de colesterol y, por tanto, se asocia a un mayor riesgo de presentar una enfermedad cardiovascular.
  • Colesterol no HDL: es todo el colesterol “malo” reportado en un solo valor con el cual es más fácil hacer una evaluación de riesgo.
  • Colesterol total: su elevación se asocia a dietas con alta proporción de grasas animales. Su aumento es en sí mismo un factor de riesgo de enfermedad cardiovascular.
  • Colesterol HDL: es el colesterol “bueno” que ayuda a proteger contra las enfermedades cardiovasculares. Su disminución puede ser un indicador de mayor riesgo de enfermedad cardiovascular.

¿Cuándo se solicita un perfil lipídico?

El perfil de lípidos es un conjunto de pruebas de laboratorio que se utiliza para medir los niveles de grasas en la sangre, incluyendo colesterol total, colesterol LDL («malo»), colesterol HDL («bueno») y triglicéridos. Este examen es útil para identificar el riesgo de enfermedades cardiovasculares, como la enfermedad coronaria y el accidente cerebrovascular.

Los niveles elevados de colesterol LDL y triglicéridos en la sangre pueden contribuir al desarrollo de enfermedades cardiovasculares al formar depósitos de grasa en las arterias. Por otro lado, niveles bajos de colesterol HDL pueden aumentar el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

El perfil de lípidos es una herramienta importante para la evaluación del riesgo cardiovascular y para guiar el tratamiento de las personas con hiperlipidemia. Los cambios en la dieta, el ejercicio y los medicamentos pueden ayudar a reducir los niveles de colesterol y triglicéridos en la sangre, disminuyendo así el riesgo de enfermedades cardiovasculares.

En Dam Health tenemos convenio con los mejores Hospitales de México, para que te realices este estudio, entra en el siguiente link para tener un comparativo 

CONTENIDO

Más artículos que te pueden interesar
Historia de la Teleradiología
Telemedicina
Historia de la Teleradiología

Historia de la Teleradiología: La Evolución de la Imagenología a Distancia La Historia de la Teleradiología nos transporta a un viaje fascinante a través del

Leer más »
Teleradiologia en el mundo actual
Uncategorized
Teleradiologia en el mundo actual

Teleradiología en el Mundo Actual: Transformando la Prestación de Servicios de Imagenología Médica La Teleradiología en el mundo actual se ha convertido en un componente

Leer más »

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *